Aspiradores nasales, cual elegir

Con la llegada del invierno también llegan los resfriados. El problema viene cuando la persona que se ha resfriado es nuestro bebé. Cuando son tan pequeñitos no saben sacar los mocos por si mismos por lo que necesitamos un aspirador nasal para ello.

Si el niño tiene mocos y le cuesta respirar, ten por seguro que llorará porque no puede dormir lo que hará que tú tampoco lo hagas. Lo mejor para despejarles la nariz es utilizar un aspirador nasal. Existen tres clases y para despejarte las dudas que puedas tener a la hora de saber cuál elegir, vamos a hacerte una pequeña explicación de cómo funciona cada uno de ellos.

¿Qué tipo de aspirador nasal debería elegir para mi bebé?

Actualmente existen tres tipos de aspiradores nasales, así que veamos cuál te interesa más:

  1. Aspiradores automáticos con batería: Con este modelo evitarás chupar plásticos o tener que estar apretando la bomba sin parar para succionar los mocos del niño ya que cuenta con un sistema de extracción eléctrica automática. Además, incorpora una batería para que puedas llevártelo donde quieras. Muy fácil de usar, simplemente tienes que apretar un botón y ¡listo! Se desmonta completamente para facilitar su limpieza.
  2. Aspirador nasal con boquilla para succionar los padres: Este modelo es el más utilizado de los tres. Es con el que mejor se controla la aspiración de los mocos porque somos nosotros los que la realizamos, por lo que hacerle daño al recién nacido es casi imposible. Los hay con filtro o sin filtro, pero en ninguno de los dos casos los mocos llegan a la boca de los padres, podéis estar tranquilos. Son más fáciles de limpiar que los eléctricos porque son de plástico y con pocas piezas, todas desmontables.
  3. Aspiradores nasales con jeringa o bomba: Es una perilla que se introduce en la nariz del bebé y que accionamos de manera manual. Cuenta con una punta suave fabricada en purtex (un material suave que protege la piel de nuestro hijo). La jeringa retorna a su posición con mucha rapidez, lo que hace que succione con la fuerza necesaria para extraer toda la mucosidad. Contiene una tapa de silicona para la punta para protegerla de suciedades.

Si aun no lo tienes claro, puedes visitar la web sobre aspiradores nasales en que explican mas a fondo sobre este tema tan importante.

Bajo nuestro punto de vista y experiencia el modelo de aspirador nasal con boquilla para los padres es el más práctico y sencillo de utilizar, como también de los más baratos, pero tú eres quien tiene la última palabra y por tanto el que debe decidir el modelo que más te convenga.

Dejar comentario